Márquetin digital en Tenerife

Llevo casi dos años de autónomo en este sector.  No es mucho, pero me ha dado para tener muy buenos clientes como David Schubert, un experto web y SEO que me dio mis primeros trabajos para una gran empresa como TÜV Rheinland. Clientes como Vita Surf Boards del Grupo G. Junquera que ha confiado en mi compañera Isabel y en mi el mantenimiento de su web, la llevanza de las campañas SEM, el SEO y las Redes sociales en un proyecto joven y con las ideas claras.

Entrar en el sector de marketing y tener la suerte de tener buenos clientes es para mi un privilegio. Hasta hoy todo han sido clientes de fuera de Canarias y no es casualidad. En Canarias, el marketing online, vive en el pasado. Loro Parque sigue gastando pastizales en carteles que crecen como champiñones en la autopista y publirreportajes en la Televisión Canaria de mala calidad (además de necesitar lavar su imagen de maltratadores de animales, pero esto es otra historia)

¡Pero por fin llega un cliente nuevo y canario! Se trata un proyecto de página web con tienda online y todo lo que eso conlleva. Por primera vez se trata de un cliente canario no relacionado con el sector público algo que me apetecía probar.

De cara a la idea de negocio no es nada novedosa, comprar algo por 1 y venderlo por 1,5, sencillo y un tanto aburrido, sobre todos después de Vita Surf Boards, Genome4 y el Online-Newsroom de TÜV Rheinland, pero el sector es competitivo y por qué no probar.

El proyecto contó con un buen contacto en la empresa, un empleado con ganas y conocimientos en publicidad, todo un lujo, y un propietario fundador con muchas ideas y poco ordenadas, algo que suele ser normal. Hasta el día que las mañas de la vieja empresa empezaron a salir: regatear presupuestos ya aceptados, cambiar objetivos constantemente o tratar de «robar» horas de trabajo para otros asuntos.

Estas situaciones me retrajeron las experiencias como empleado en Comercial Jesuman, Ikea y Media Markt entre otros cuando me chuleaban en horas, sueldo y todo lo que podían. Nunca me había pasado como autónomo.

Lo que no termina de entender el viejo empresario es que los servicios de marketing digital, como cualquier otro, se contratan para obtener unos resultados, fácilmente demostrables por cierto. Quieres vender más, vendemos más; quieres una web puntera que te posicione mejor que tu competencia; la hacemos; quieres digitalizar tu empresa; sin problema, pero lo que no puede seguir pretendiendo el viejo empresario es ser mejor que su competencia siendo un dinosaurio.

Por suerte viene una generación joven de fundadores, directores y profesionales que van a saber lo que quieren de sus externos y de sus empleados y sobre todo sabrán dejarse llevar por aquellas personas a las que pagar por llevarles a tener éxito en algo. Jefes a los que no les importará que sus empleados trabajen desde Honolulú porque sabrán qué necesitan de sus empleados y sabrán pagárselo.

Con el boom de las ventas online por la crisis de coronavirus están viniendo más empresas canarias a contratar servicios de marketing digital !Exijan resultados antes que precios! y sobre todo, ¡déjense llevar!